Bem vindo a Portugal

Este verano algunos de mis días de vacaciones los he pasado en la parte más turística de Portugal.
La Albufeira es un pueblo de El Algarve que se caracteriza por su plaga de guiris rubios y con piel quemada por el sol entre los que me camuflé como una portuguesa de vacaciones en la zona durante una semana.

Es la primera vez que visito a nuestros compañeros ibéricos y me vuelvo muy contenta y muy descansada.

De los siete días que he estado en tierras lusas me traigo varias cosas aprendidas:

– Que allí no hay quien se bañe (¡¡¡¡¡qué agua más fría!!!!!)

– Que tienen unas playas preciosas.

– Que nos han robado el “paella y sangría” en sus zonas turísticas y que a los alemanes no les chirría el plagio.

– Que el portugués se entiende escrito pero hablado a ritmo normal no hay quien pille una.

– Que los portugueses son bastante desastrosos en el cara al público al igual que nosotros.

– Que es un gusto usar los vaqueros en julio (en Murcia ni me lo planteo)

– Que la señalización de sus carreteras me gusta más que la nuestra. Es clara y tiene una mejor tipografía.

– Que los jóvenes portugueses creen que el look de Cristiano Ronaldo es algo a imitar (discrepo absolutamente)

– Que la programación de TVE internacional no está nada mal

Aquí algunas de las fotografías que resumen mi semana allí.

playa de galé en El Algarve

Galé

playa

Chillout en Galé

Ruta de las grutas

catarata

Pego do inferno

Marina

playa atardecer

Puesta de sol

0 Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*